jueves, 6 de marzo de 2014

“PODER ANDINO” EN PUNO

Las próximas elecciones del mes de octubre deberían ser la oportunidad para que los partidos políticos y los movimientos regionales se consoliden como opciones políticas en las regiones, la oportunidad para construir alianzas y fortalecer la identidad que tuviera cada una, la oportunidad para la afirmación de liderazgos sobre la plataforma de propuestas, de modo que las elecciones no fueran sino una oportunidad para elegir programas de gobierno y no sólo a personas carismáticas o de recursos económicos persuasivos.